Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.
Hoteles cercanos
Opiniones (559)
Filtrar opiniones
559 resultados
Calificación de viajeros
360
162
25
10
2
Tipo de viajero
Época del año
IdiomaTodos los idiomas
Más idiomas
360
162
25
10
2
Consultá qué dicen los viajeros:
Filtrar
Actualizando la lista...
1 - 6 de 559 opiniones
Opinión escrita 30 de diciembre de 2014

Fue la sensación que tuvimos cuando nos asignaron la habitación Mickry 3 (ver fotos), tal fue el “impacto” visual que al momento pedimos un cambio de habitación, pero vistas las alternativas que nos ofrecieron (una toda azul celeste) al final nos alojamos dos noches (28 y 29 de diciembre 2014) en esta "habitacion-taller de artista". La habitación es enorme, en forma cuadrada, y las paredes, techo y suelo estan decorados simulando el taller de un artista Micry3. De todo lo que se ve en las fotos, lo único real es la cama, las dos mesitas de noche, el televisor, tres butacas, una mesa y dos sillas, todo lo demás…es “puro arte” (?). Una vez superada la impresión de la habitación, hay que decir que el Teufelhof es un hotel fantástico. Se respira una tranquilidad que te absorbe. Se agradece la nota de bienvenida (ver foto) y los dos libros dispuestos en la cama. Los trámites en recepción fueron rápidos, aunque la recepcionista podría haber sido un poco más eficiente quizá facilitandonos información que tuvimos que pedir expresamente (un mapa de la ciudad, por ejemplo).
Sobre la habitación diré que reservamos una habitación Style a un precio en la web del hotel, por dos noches con desayuno incluido, de 436 HCF, que en euros la factura final ha sido de 390'10 (ver foto de la factura). También se incluye en la reserva un pase para los transportes públicos de Basilea durante los días de la estancia.
Sobre la habitación, al margen de su singular decoración, decir que estaba todo muy limpio. El baño parecía nuevo, muy bien. Una cafetera Nespresso sin cargo. Lamentar que la cama, a pesar de haber solicitado expresamente en la reserva una cama "king size", eran dos camas individuales unidas por la sábana bajera, y que los nórdicos al ser también individules no evitabas el destaparte por la noche, y a pesar de la calefacción el frío (estos días hacía mucho frío en Basilea) se notaba. Tendrían, pués, los responsables del hotel mejorar este aspecto. Diré que en la noche del 28 al 29 estuvo la calefacción un rato apagada y vaya si se notó!
Las almohadas demasiado blandas para mi gusto, pero puedes pedir en recepción alguna almohada más.
Todo el hotel parece una obra de arte. Hay pinturas en las paredes, cuadros, esculturas...cualquier rincón del hotel te sorprende. Una decoración hecha con un gusto exquisito que hace que te sientas muy bien. Incluso en el sótano hay un museo arqueológico, donde además puedes incluso tomar una copa (ver fotos). Todo el hotel son detalles, desde una simple servilleta hasta la "explosión" artística que era nuestra habitación.
El desayuno también está muy bien, muy completo. Te preparan al momento en caliente huevos o tortilla y tienes toda variedad de embutidos y quesos, así como pastelería, zumos naturales, etcétera, para completar un desayuno perfecto.
La situación del hotel facilita que puedas ir a pie a todos los puntos de interés del centro de Basilea en unos minutos, y el pase de transporte público te permite aún una mayor libertad sin ninguna preocupación por que zona te mueves ya que el pase incluye incluso el autobús hasta el aeropuerto.
Advertir, pero, a aquellas personas con movilidad reducida que estas habitaciones “style” quedan en una parte del hotel sin ascensor, por lo que tienes que subir y bajar dos o tres plantas cada vez, la nuestra estaba el la segunda planta.
Lo que al principio nos pareció un "ay-madre-mía-donde-nos-hemos-metido" ha sido una estancia maravillosa que ha satisfecho con creces nuestras expectativas. Para terminar agradecer a todo el equipo del Teufelhof Hotel su hospitalidad y profesionalidad para hacer de nuestra visita a Basilea una inolvidable (sobre todo la habitación, que seguro que no olvidaremos nunca) experiencia.

  • Estadía: diciembre de 2014, viajó en pareja
    • Ubicación
    • Habitaciones
    • Servicio
5  Agradecele a Agusti V
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 17 de noviembre de 2012

El Teufelhof es un pequeño hotel confortable con obras de arte en todos los lugares. Está muy bien situado y el personal es muy amable, algo habitual en toda la ciudad de Basel. El restaurant también es fracamente bueno, de nueva cocina.

  • Estadía: agosto de 2012, viajó con la familia
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Calidad del descanso
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
Agradecele a SantiagoLasArenas
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Estas opiniones se traducen automáticamente del inglés. ¿Querés ver las traducciones automáticas?
Opinión escrita 18 de julio de 2018 mediante dispositivo móvil

Estadía: junio de 2018, viajó en pareja
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 18 de mayo de 2018

  • Estadía: mayo de 2018, viajó con la familia
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Calidad del descanso
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
Opinión obtenida en colaboración con este hotel
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Opinión escrita 1 de mayo de 2018

  • Estadía: marzo de 2018, viajó en pareja
    • Ubicación
    • Calidad del descanso
    • Servicio
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Ver más opiniones