Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.
Hoteles cercanos
Opiniones (528)
Filtrar opiniones
528 resultados
Calificación de viajeros
360
105
37
15
11
Tipo de viajero
Época del año
IdiomaTodos los idiomas
Más idiomas
360
105
37
15
11
Consultá qué dicen los viajeros:
Filtrar
Actualizando la lista...
2 - 7 de 528 opiniones
Escribió una opinión el 23 de enero de 2015

Al entrar, un sticker te anuncia que este hotel está en la guía Michelin.
Un antiguo palacio refaccionado en el 1800s como hotel, con una zona antigua -donde me quedé yo- con habitaciones de techo alto, baños de 1877 (de hecho mi baño tenia una plaquita que decía orgulloso que todos los artefactos del baño eran originales; de hecho la ducha era bastante extraña); y un servicio a toda prueba.
El desayuno, un lujo. No sólo por el espectacular surtido de salmon ahumado, cereales, leche, jugos y yoghurts de todo tipo, más huevos a tu gusto y café digno de conocedores; sino además por la vista increíble del lago al amanecer.
Como amenities, su piscina gigante temperada es también un must. No olvides tu traje de baño! Y una zona de masajes con exquisitas manzanas e infusiones para relajarse un rato.

El hotel está justo entre los dos museos más importantes del Vevey: el Alimentarium y el Museo Histórico.
Sin duda un lujo de hotel, servicio y comida.

Consejo sobre las habitaciones: Si pueden elegir, elijan la vista al lago.
  • Estadía: enero de 2015, viajó por negocios
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
1  Agradecele a Ritalino
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribió una opinión el 5 de marzo de 2013

Nos alojamos una noche en este hotel durante nuestra escapada por Suiza y ha sido un regalazo que nos hemos dado. Hotel clásico de toda la vida, palacete francés al borde del lago Leman, de un gusto muy refinado, multitud de detalles y una atención exquisita. Esto último es lo que marca la diferencia. Nuestra habitación era la 123, una junior suite de la primera planta, de grandes dimensiones con dispositivos de alta gama, Nespresso, fruta, zapatillas, albornoces...
Llegamos tarde y cenamos en el bar del hotel una hamburguesa y unos raviolis. Todo exquisito, amenizado por un pianista en vivo con vistas hacia el lago. El desayuno variado y en un ambiente de relax muy de agradecer.
No usamos el spa, pero no elegiría este hotel si se va buscando un spa muy especial. Es perfecto para poder andar a pie de lago, patear Vevey y hacer excursiones por la zona.

  • Estadía: marzo de 2013, viajó en pareja
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Calidad del descanso
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
Agradecele a OCLAJAM
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Estas opiniones se traducen automáticamente del inglés. ¿Querés ver las traducciones automáticas?
Escribió una opinión el 9 de julio de 2017 mediante dispositivo móvil

Estadía: julio de 2017, viajó con amigos
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribió una opinión el 28 de junio de 2017

  • Estadía: junio de 2017, viajó en pareja
    • Ubicación
    • Habitaciones
    • Servicio
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
jaygauer, General Manager en Hotel des Trois Couronnes, respondió a esta opiniónRespuesta de 29 de junio de 2017
Traductor de Google

Informar que la respuesta no es apropiada
Esta respuesta es la opinión subjetiva del representante de la dirección, no de TripAdvisor LLC
Escribió una opinión el 4 de junio de 2017 mediante dispositivo móvil

Estadía: mayo de 2017, viajó en pareja
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Ver más opiniones