Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de Tripadvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.
Tripadvisor
Publicar
Buzón
Hoteles cercanos
Opiniones (160)
Filtrar opiniones
160 resultados
Calificación de viajeros
45
65
35
7
8
Tipo de viajero
Época del año
IdiomaTodos los idiomas
Calificación de viajeros
45
65
35
7
8
Consultá qué dicen los viajeros:
Filtros seleccionados
Filtrar
Actualizando la lista...
5 - 10 de 160 opiniones
Escribió una opinión el 11 de diciembre de 2019

Un buen lugar para ir en pareja o en familia, cumplen con todo lo publicitado. Excelente limpieza, al igual que la atención. Justo el día que llegamos nos recibieron con pizza party, .muy buenas pizzas, acompañadas de Cerveza, Vino (tinto y blanco) y Gaseosas varias. Cerca de la playa, nos prestaron toallones para la pileta y reposeras para la playa. En resumen una buena estadía de descanso y relax. Volvería con gusto.Precio acorde al servicio prestado.

Consejo sobre habitaciones: “Las suites de la esquina son grandes y les da la luz del sol”.
Fecha de la estadía: diciembre de 2019
    • Relación calidad-precio
    • Habitaciones
    • Servicio
Agradecele a Jose L
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribió una opinión el 16 de septiembre de 2019

Nos sorprendió muy gratamente. Excelente ubicación, a una cuadra de la playa. El complejo, lleno de arboles y vegetación, muy agradable. Si bien alquilamos una cabaña de un ambiente, nos dieron por el mismo precio, otra mas grande, ya que había disponibilidad. A pesar de que varios días fuimos los únicos huéspedes, teníamos todos los servicios del complejo disponibles: Pileta climatizadas, sauna, gimnasio, películas, bicicletas; un desayuno muy completo de 8 a 11, personal en la recepción las 24 hs.(muy amables). Las cabañas con todo lo necesario y ofrecido al contratar, bien calefaccionadas, estilo rústico, con limpieza diaria, parrilla disponible.
Quizás el único punto a mejorar es la temperatura del agua en la pileta climatizada: muy caliente, y en el jacuzzi aún mas (casi imposible meterse). Lo comentamos en la recepción pero siguió así todos los días. Hay que buscarle la vuelta a ese tema.
Lo repetiríamos sin dudar.

Consejo sobre habitaciones: Tener en cuenta que algunas cabañas son en planta alta y es necesario subir escaleras
Fecha de la estadía: septiembre de 2019
    • Relación calidad-precio
    • Ubicación
    • Servicio
Agradecele a marioh_ar
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribió una opinión el 26 de agosto de 2019

Visité Puerto Hamlet para fines de agosto.
Cabañas rodeadas de bosque, donde el verde, el viento, las aves se hacen presente en su ámbito natural.
Las cabañas tienen todo para descansar, reconectarte, cargar baterías. Cocina completa heladera microondas utensilios de cocina, desayuno con tostadas dulces manteca jamón queso panes facturas yogures ensalada de fruta cereales café leche tes...
Destaco la amabilidad y el servicio de Leo, Ignacio, Yolanda y Liz que hornero varias piezas para la cena del sábado.
Si buscas bajar varios cambios naturalmente y sentirte como en tu casa este es un lugar en el mundo para lograrlo.

Fecha de la estadía: agosto de 2019
Tipo de viaje: Viajó en pareja
1  Agradecele a gabriellandeau
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribió una opinión el 2 de agosto de 2019

Antes de empezar esta reseña, te cuento que suelo hospedarme en el partido de Pinamar desde hace por lo menos 13 años. Estuve en lugares como Valeria Cielo, Bosque y Mar, La Posta de Cariló, Ville Saint Germain, Los Aromos de Valeria, Apart Green Sea por decir algunos. También en una innumerable lista de restaurantes. Para varios de ellos he hecho reseñas en Tripadvisor mayoritariamente. Nunca en esos 13 años viví lo que me pasó en Puerto Hamlet. Acompáñame a ver esta triste historia...

Sabés por qué no elegí otro lugar antes de Puerto Hamlet? Porque le quería dar una oportunidad a un nuevo lugar y quería hospedarme en Cariló luego de una excelente estadía (días antes) en La Posta de Cariló (a pocos metros de este establecimiento). Además, uno de mis lugares de preferencia tardó un poco más de lo común en publicar sus tarifas y tenía que decidirme rápido. El puesto 12 de 21 en la categoría Hoteles en Cariló no parecía muy prometedor pero el puntaje de 4.0 al día de la reserva me animó a reservar. A partir de ahora, trataré de ser lo más objetivo posible.

La comunicación previa por mail fue aceptable y cordial. Reservé con más de un mes de anticipación con un precio especial y super razonable para lo que buscaba: un monoambiente cómodo, piscina climatizada y desayuno buffet. Una vez reservado me desentendí del tema. Llegó el día, hice el check-in con mi hija y ahí empezó todo.

Empezamos a recorrer el lugar luego de bajar las cosas y vimos que era un laberinto. Puede parecer pintoresco pero el primer día siempre te equivocás de caminito entre cabañas. La habitación que nos tocó estaba cerca de la piscina, genial! PERO, era inexplicablemente oscura. Pienso "ok, ahora prendo la luz y se pasa". Noooo! Las lamparitas serían, no sé, de 2 watts! No iluminaban nada! Salía mejor comprando unas velas. Tampoco es que quería la iluminación de un estadio de fútbol pero... Por toda la cabaña hay carteles de concientización del cuidado del medio ambiente. Ok pero no a expensas de la incomodidad del pasajero! Pensarás "qué exageradoooo, corrías las cortinas y listo" pero no! Al estar la cabaña como en un desnivel, era difícil que ingresara la luz. Igualmente, irremediable con la baja iluminación. Bueno, la llave era única por lo que si mi hija iba al kinder, tenía que o acompañarla o que golpeara la puerta; esto no es tan grave pero puede generar incomodidad cuando son varias personas.

Llegamos justo para la merienda. Hay un servicio de merienda todos los días de 4 a 5 de la tarde. Correcto, nada del otro mundo pero para evitar gastos no está mal y suma (o no?). La merienda se sirve en el club house que es amplio pero está en desnivel por lo que le entra poca iluminación. Mobiliario antiguo igual que en el apartamento (luego vuelvo a eso). Ya en ese momento había algo que no me cerraba. El lugar tiene una tele con un canal de música y varias mesas dispuestas para cada cabaña. El Wifi, al menos ahí en ese momento funcionaba ok. Todo parecía mejorar después de unos escones y un café con leche.

Fuimos al kinder siguiendo el laberinto. Poca gente, al menos en ese momento. Una mesa de ping pong con varias paletas disponibles pero destruidas, dos pelotitas, una rota y la otra, la única que servía cascoteada. La mesa desnivelada completamente y no hablo de los soportes sino de la mesa en sí. Unos estantes para guardar elementos para juegos, una banca larga con una mesa larga como para que 10 a 12 chicos hagan actividades. Dos chicas, al parecer copadas, que se ocupan de la recreación. Cuando la pelotita de ping pong se fue abajo del armario detrás de la mesa, mi hija salió con la mano gris del polvo que había acumulado de semanas. La puerta había que cerrarla constantemente para que no entre frío debido a chicos y, sobre todo padres. El piso no parecía del todo limpio. Atrás del kinder hay un sector de juegos para más chicos pero con las bajas temperaturas, imposible. Dicho sector es con arena así que olvidate de dejar a tu bebé ahí pero es ahí o en la habitación oscura del terror o en el piso sucio del kinder. Elige su propia aventura.

Terminada la merienda y la fallida excursión al kinder, decidimos probar suerte con la piscina. Un lugar que parece herméticamente cerrado desde afuera y se ve bien. Al ingresar, la temperatura ambiente parecía excesiva pero quizá era la sensación inicial. Pero otra vez, el fantasma del cuidado del medio ambiente volvió para hacer de las suyas y la iluminación de la piscina era bajísima. En el único lugar que había algo de luz era en los vestuarios que a todo esto, a ver... Había un lugar que parecía como un guardarropas pero que tenía un banco como para sentarse, no tenía señalización si era vestuario o no. Después había un baño y luego un cuarto con 2 bancos que podía ser un vestuario, quizá el mejor iluminado de todos. Nos cambiamos y a meterse en la pileta. Temperatura de tibia para arriba pero ok. Eso sí, lleno de padres y chicos como era de esperarse. Sector de jacuzzi poco visitado. La profundidad de la pileta no era tanta, diría que 1.40 en la parte más profunda. Sin escalera de acceso a la piscina, ojo! La "cascada" no funcionaba a pesar de los infructuosos intentos de ciertos padres de querer hacerlos funcionar. Nos quisimos mudar al jacuzzi. Mala idea! El agua estaría por lo menos en 35 grados, demasiado caliente para niños y hasta para adultos. Me hizo acordar a la piscina de mayor temperatura de las Termas de San Clemente, esa que dice que no te podés quedar más de 5 minutos cuando apenas ponés los piés tenés que meterles Platsul. Hasta acá toda una serie de eventos desafortunados.

Decidimos volver a la habitación para el baño. Caímos en cuenta de que una de las camas da una puerta ciega. Seguramente en algún momento esa cabaña tenía conexión con la cabaña de al lado a través de dicha puerta pero para algún menor puede causar incomodidad. El mobiliario? Obvio, antiguo por ser una cabaña. Madera rústica dura. Nada que no haya visto en otras cabañas pero he aquí el detalle. Al abrir el placard, el olor a humedad... Si hay poca iluminación, poca ventilación aparentemente, no pueden dejar las puertas de los placares abiertas? Apenas unas horas dentro y la ropa ya había agarrado todo ese olor. Demás está decirte que el otro placard tenía el mismo olor pero sólo era para colgar. Había un hogar para encender (pagando los leños, claro), no gracias! La calefacción, nobleza obliga, estaba bien. Bueno, a ver si nos podemos entretener con algo, pongamos la tele. Servicio básico. Televisión HD, con suerte, "nacional" de 3ra marca. Estaba en un soporte junto con el reproductor de DVD. Mientras estaba haciendo el check-in recuerdo que un huésped pidió un cable HDMI. A vos, compañero huésped que luchaste por tu cable HDMI y no lo pudiste obtener, te cuento que siempre que vayas a lugares como estos, tenés que llevarte uno. Y aún así, no sé si lo notaste pero te lo cuento. Al menos a la tele que tenía instalada en el monoambiente, necesitabas al menos de un cable de 2mts y el acceso a la entrada HDMI era difícil por el soporte quedando el cable doblado y forzado. Para ver una peli tuve que poner la silla, la valija de mi nena, arriba de eso poner la notebook y recién ahí conectarlo a la tele que estaba a más de 1.50m de altura. Ah, la tele no giraba para el lado de la cama que da a la puerta ciega a la otra dimensión; apenas un poco pero era casi de uso exclusivo de la cama matrimonial.

Bueno, apenas pude conectar la tele. Veamos el Wifi a ver si puedo conectarme con el mundo exterior desde la oscuridad. Y acá viene lo gracioso. Había varias redes, todas con nombres diferentes. La que daba al sector de las piletas se llama "PH-Picinas" (sic). Sí sí, "picinas" sin la S, no me equivoqué. Esta tenía la particularidad de desconectarse a los 5 segundos. Así todas. La que nos correspondía también se conectaba y andaba 1 minuto con suerte y se moría. En el único lugar que había funcionado era en el club house durante la merienda, o fue una ilusión de mi inconsciente por la baja iluminación?

Los carteles anunciaban Pizza Party separados en 2 grupos de cabañas a distintos horarios. Pizza gratis, "nada puede malir sal"! Era la gran oportunidad para remontarla pero no. Al horario especificado, entramos al club house y varias personas ya estaban prestas a ahorrar sus pesos por la inflación y vivir una experiencia religiosa (saludos Enrique Iglesias!). Teníamos reservada la mesa y lo primero que noté fue que sí, estaban sirviendo pizza pero de Party tenía poco y nada. El único ruido que se escuchaba era un bajo murmullo, ruidos de sillas y de cubiertos. Pasó hace menos de una semana y podés creer que no me acuerdo si estaba prendida la tele con música al menos? Ahora, hay gente que piensa que Cariló tiene "la re onda" y que todos los lugares son "cool" pero sabés a qué me hizo acordar? Cuando tenía 4 o 5 años, mi viejo trabajaba en el Correo Central (ahora Correo Argentino) y cada vez que quería ir a la costa, iba al hotel del sindicato. Bueno, esta pizza party me hizo acordar a esos hoteles de sindicato de los 80 donde ibas al desayunador o "restaurante del hotel" y era básicamente un comedero. En fin, en el comedero las camareras atentas y cordiales, ninguna queja en esto. Había leído un comentario anterior en Tripadvisor donde hablaban de la pizza fría y no quise creerlo. Propongo que en vez de Pizza Party ahora se rebautice como "Ice Pizza Meeting" ya que un 0-0 un lunes entre Gimnasia y San Martín de Tucumán es más emocionante y la pizza se enfriaba rápido. Señores de Puerto Hamlet, entiendo que este servicio que ofrecen de pizza es para atraer clientes y está bien, tiene buenas intenciones pero está mal diseñado. Y la mayoría de sus clientes aplica el refrán "a caballo regalado no se le miran los dientes" pero yo no. Lo ideal sería que a medida que las pizzas van saliendo, se ofrezcan en las mesas para que así se coman más rápido y no dejarlas en la mesa (para que cualquiera se levante y se sirva) para que se enfríen. Las porciones que no se llegaron a servir, se pueden calentar y hasta volver a servir en otra tanda. Además, se puede relevar cuántas pizzas hacer y de qué variedad para no hacer de más. Así, tenías que esperar que salga la que vos querías y mientras comerte una porción congelada de la que quizá querías más adelante porque era lo que había y el tiempo te corría (si estabas en el primer turno). Ah, bueno, quise conectarme al mundo por Wifi desde la red del club house y no, no funcionaba. Una señora que estaba con una laptop, evidentemente trabajando o haciendo algo importante, se dio vuelta indignada diciendo lo mismo.

Terminado el empate entre Gimnasia y... perdón, la Pizza Party, no quedaba opción alguna que ir a dormir para remontar este hermoso primer día. Ah, por si todavía seguís leyendo, apenas pasaron 4 horas desde que llegamos. A la hora de dormir, increíblemente había un auto o casa que estaba con parlantes y música a todo volumen. Cierto que estamos en Pinamar en Bunge, ah no, pará. No era que en Cariló se respetaban los ruidos a determinadas horas? Bueno, nos pegamos el baño (nada que reportar acá, todo correcto) y a dormir. Mi hija quería que quede alguna luz prendida. La verdad que daba lo mismo cualquiera. A intentar dormir y pasar este olvidable primer día.

Al día siguiente en un nuevo capítulo de "Vacaciones de Ensueño en Puerto Hamlet", fue más de lo mismo. El desayuno buffet fue correcto en un horario normal, de 8 a 11. Limpiaron la habitación, ok. El colmo fue cuando mi hija me dijo que iba al kinder a ver unos videos; el club house estaba cerrado por limpieza. A los pocos minutos voy a ver en qué andaba y la encontré en la escalera pegada al kinder afuera. La respuesta fue que ahí tenía mejor señal y estaba incómoda en el kinder. Fue la gota que rebalsó el vaso. Cuando aseguré alojamiento en otro lugar, preparé las valijas, empaqué todo y fui derecho a la Recepción. Entregué la llave y dije que me retiraba del hotel; el chico que atendía me preguntó si era momentáneo y le dije que no, que me retiraba definitivamente. Guardate este dato porque más adelante es crucial. Había clientes en la recepción y no quise ni formar un escándalo ni hacer reclamos frente a otros huéspedes totalmente ajenos a lo que me había pasado. Ahora, te creés que me preguntaron por qué? Te creés que llamaron a un supervisor o algo para ofrecerme un cambio de habitación o alguna modificación? La respuesta fue un "uuhhh buehhh", como diciendo "mala suerte!!!". Eso me indignó más y me fui y acá empieza el capítulo final.

Primero les envié un mail reclamándole por las 5 noches que no me alojé (inicialmente eran 7, me quedé casi 2). Pasó un día entero y nada. Al ver que ni siquiera me mandaron la factura, volví a la carga. A todo esto ya estaba en Pinamar en otro hotel, por suerte. Luego les escribí que mi intención era no hacer ningún tipo de escándalo porque había clientes en la recepción. Y ni siquiera escándalo, reclamar cortésmente por servicios que no eran los prometidos y además el pedido de la devolución parcial de la estadía. Creés que me respondieron? Llamé el miércoles y me dijeron que "la gerencia estaba viendo el tema". No fue hasta 5 días después que después de pedirles la factura nuevamente, decirles que iba a ir con Defensa del Consumidor y con AFIP (por la no entrega de la factura) que por fin me respondieron que como me fui sin dar razón alguna, mantuvieron la reserva y que cómo la iban a reservar a otras personas y mirá si yo volvía. Tienen más cara de piedra que Korg el de Thor Ragnarok y el Hombre de Piedra de los 4 Fantásticos juntos. Cuando me retiré, específicamente les dije que ya no me iba a hospedar más y entregué la llave y dejé la habitación vacía. Me van a decir que en 5 días no notaron que la habitación estaba vacía y que jamás volví a reclamar la llave? En serio? Y otra, entiendo que sean cararrotas para dejar ir al cliente sin ofrecerle nada o preguntarle nada pero no tener la intención de pagar los impuestos no enviando la factura cuando se solicitó... La política de cancelaciones era específica sobre qué sucedía si se cancelaba en los días (u horas) previas pero en este caso jamás hubo cancelación de reserva porque ingresé e hice el check-in y especifiqué que dejaba el establecimiento en forma definitiva y entregué la llave. Aún cuando no quieran devolver el dinero por políticas no especificadas en los correos, tardás 5 días en imprimir una factura? Tanto tiene que pensar la gerencia? Además, tengo que rogarles por favor que la generen cuando es su obligación? Tengo que mencionarles que si no lo hacen, AFIP puede multarlos y cerrarles el local? Ahora, vos que estás leyendo pensarás que se comunicaron conmigo. Jamás me llamó un gerente o supervisor o lo que fuere y todavía quieren que quede como que es mi culpa. Yo puedo decidir irme de un establecimiento, ok, pero eso es legal. Lo que no es legal es que no te den la factura cuando lo estás solicitando y peor, que les tengas que rogar para que lo hagan. Esto quizá siga, ya se verá pero es lo de menos.

Es increíble cómo unas vacaciones que pensaste desde hace más de un mes se pueden tornar una odisea en horas. Pero tranquilos, tienen final feliz porque nos fuimos a un apart pero eso será en otra reseña.
Y para vos que estás pensando en alojarte en Puerto Hamlet, y si esta semana, te toca a voooosssss????

Es irónico que el lugar lleve el nombre de una "tragedia". Casi poético, no?

Consejo sobre habitaciones: Elegí cualquiera que esté en primer piso y que den al noreste o este; las habitaciones son más oscuras que películas de Tim Burton
Fecha de la estadía: julio de 2019
  • Tipo de viaje: Viajó con familia
    • Calidad del descanso
    • Habitaciones
    • Servicio
Agradecele a llopezcon
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribió una opinión el 31 de julio de 2019

Estuvimos una semana en vacaciones de invierno y la pasamos muy bien, los departamentos comodos y en buen estado, la pileta climatizada con sauna muy buena, el desayuno Y MERIENDA bastante completos, en la semana tambien te incluyen dos comidas divertidas para los chicos, la atencion y limpieza muy buenos, y el precio excelente para todas esas comodidades. muy recomendable PARA IR CON CHICOS.
bien cerca del centro.

Consejo sobre habitaciones: si te gusta hacer asados reserva en planta baja porque si llueve los deptos de arriba no tienen techo en las parrillas.
Fecha de la estadía: julio de 2019
  • Tipo de viaje: Viajó con familia
    • Habitaciones
    • Limpieza
    • Servicio
Agradecele a jmscata
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Ver más opiniones